Carrito

0
Sin Residuo
portada Limpieza Sin Residuo

BlogDIY

Limpieza sin residuo

La limpieza sin residuo de mi casa llegó casi inmediatamente después de comprar la primera pastilla de jabón. Es curioso lo rápido que me sumergí en esta parte del zero waste y lo que he aprendido. Me siento un poco como las hadas de la Bella Durmiente pero sabiendo lo que hago.

Las hadas madrinas de la limpieza

Después de oír ciento veinte mil veces a mi madre decir “lávalo con vinagre”, “échale bicarbonato a eso” y yo devolverle una mirada en plan estás loca exactamente las ciento veinte mil veces, ahora resulta que el vinagre, el bicarbonato y yo somos inseparables ya. Paradojas de la vida.

Voy a segmentar por zonas la limpieza de mi hogar y os voy a contar que hacemos para mantenerlo limpio.

La lavadora

Utilizamos las nueces de lavado de las cuales ya he hablado con anterioridad y de las que sigo siendo muy fan. Al principio rallábamos jabón de Marsella en taco pero venía envuelto en plástico y eso no es limpieza sin residuo o al menos, no como la entendemos nosotros.

Después jabón casero hecho con aceite reciclado. Ambas opciones con vinagre como suavizante. Ahora ya, 6 nueces de lavado en su bolsita y generalmente nada más.

Limpieza sin residuo - nueces de lavado en su bolsita

Cuando lavamos la ropa de deporte, añado una cucharada de bicarbonato con unas gotas de aceite esencial de árbol de té para eliminar el tufillo. Cuando la colada es blanca o colores vivos, añado percarbonato de sodio para que los blancos o los colores brillen más. Tengo muy pocas coladas blancas, la verdad. Para las manchas persistentes, tengo un tajito de jabón casero para frotar.

Limpieza sin residuo - taco de jabón casero hecho con aceite reciclado

Fregar a mano y a máquina

Para fregar a mano, hicimos hace un tiempo un jabón casero con aceite reciclado y aceite de coco que no me puede gustar más. Cuando hay que fregar cosas más grasientas como una sartén, corto un limón por la mitad y a frotar primero. Soy una lemon lover declarada. Además, frotar con un estropajo natural que era lo que teníamos antes o con cepillo hace que el combo sea magnífico. El cepillo, al poder cambiar los cabezales según lo que vayas a fregar, es una idea genial y así cuidamos las sartenes y las ollas mejor.

El lavavajillas ha tenido su jugo. Empezamos preparando pócimas caseras como ésta con limones, vinagre y sal gorda pero el detergente vegetal o polvo de nueces de lavado ha sido el descubrimiento del año.

Para limpiar la placa estoy utilizando carbonato de sodio diluido en agua y unas gotitas de limón. Ese otro medio limón…

Limpieza sin residuo - Bicarbonato, carbonato de sodio y limones partidos

Friegasuelos

Para el suelo de casa hacemos una combinación un poco druida pero muy sencilla. Primero, ponemos a hervir 100 gr de nueces de lavado y embotellamos la infusión.

Una vez puesta el agua en el cubo (aún sigo teniendo cubo de plástico, hasta que ya no sirva), echamos un chorrito de la infusión de nueces de lavado, un chorrito de alcohol de 96º y unas 20 gotas de aceite esencial de árbol de té. Chorrito tipo Arguiñano, generoso. Asignatura pendiente es la fregona. Tener dos perros significa que la fregona sufre un poquito más y aún no hemos encontrado un sustituto viable. En cuanto lo tengamos, lo gritaremos al mundo. Se aceptan propuestas pero con palo, por favor 😉

Quitar el polvo

La receta que más corre por la red es la de 50% vinagre, 50% agua y cáscaras de cítricos. Así empezamos pero el olor, más allá del vinagre, no me gustaba mucho con lo que la última tanda hice la maceración directamente con rodajas de limón gruesas y una maravilla. Tranquilos y tranquilas porque el olor del vinagre desaparece muy rápido. En esta casa el polvo es un poco perenne pero se nota que tarda un poco más en posar que con antiguas fórmulas químicas que parecía que atraían el polvo nada más aplicarlas.

El baño

Deshacerme del Viacal fue uno de los hitos de mi vida limpiadora. La mezcla en este caso, la preparo en un tarro de cristal y las proporciones serían:

  • 1/4 taza de peróxido de hidrógeno
  • 1 chorrito de infusión de nueces de lavado
  • 15 gotas de aceite de árbol de té
  • 1/2 taza de bicarbonato de sodio
  • 1/2 taza de agua

¿Volveremos atrás?

Lo dudo tanto…nos quedamos ya con estos métodos de limpieza sin residuo. Tenemos muchos menos productos de limpieza en casa, económicamente el gasto se ha visto reducido porque los productos son duraderos y no utilizamos ni productos químicos, ni envasados en plástico.

La vida verde es mejor

Además, la satisfacción personal de saber que estamos haciendo las cosas mejor por este planeta no tiene comparación. Todos los ingredientes que utilizamos en casa y algunas cosas más, las encontraréis en la sección HOGAR > LIMPIEZA salvo los aceites esenciales que tienen categoría propia.

Sigue nuestro día a día en Facebook o en Instagram para estar al tanto de nuevos descubrimientos.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: